Hesperian Health Guides

Cómo ingresan al cuerpo las sustancias tóxicas

EHB Ch4 Page 40-1.png
Es EHB Ch4 Page 40-2.png
EHB Ch4 Page 40-3.png
Al comer y beber (ingestión) Al respirar (inhalación), y A través de la piel (absorción)


Cuanto más se exponga el cuerpo (en contacto directo) a un producto químico tóxico, mayor será el daño. En Bhopal, más de 500 mil personas fueron expuestas simultáneamente al inhalar el gas y a través del contacto con la piel, en lo que fue el desastre inmediato. Más adelante, como el desastre no se limpió enseguida y los productos químicos se esparcieron rápidamente por toda el área vecina a la fábrica, el veneno ingresó en los terrenos y el agua subterránea, por debajo de la ciudad. En la actualidad, muchos años después, la gente continúa bebiendo el agua envenenada, lo que constituye la continua permanencia del desastre.

No importa si se trata de una exposición a productos tóxicos en gran escala como en Bhopal, o a sustancias tóxicas como pinturas, disolventes u otros productos corrientes: lo primero que se debe hacer es alejarse de los productos químicos, o alejarlos del cuerpo de modo que la exposición no sea prolongada. Después de hacer esto, haga lo posible para evitar otras exposiciones en el futuro, vea Capítulo 16.)

Una clínica diseñada para proteger el medio ambiente

Los residentes de Bhopal luchan por la justicia medioambiental a la vez que hacen todo lo posible por recuperarse del desastre. Los sobrevivientes y otros voluntarios inauguraron la Clínica Sambhavna para ofrecer atención médica a toda la comunidad sin importar que los pacientes puedan pagar o no por los servicios, y sin distinciones por su religión o casta. En idiomas sánscrito e hindi la palabra sambhavna significa “posibilidad”.

La Clínica Sambhavna es un modelo para la salud ambiental. Se construyó y se gestiona de la manera más segura y sostenible posible. Veamos algunos ejemplos:

  • Sólo se utiliza agua caliente y jabón para limpiar la clínica, para asegurarse que nadie sufra daños por el uso de productos tóxicos de limpieza.
  • Los trabajadores de la clínica sembraron una huerta de plantas medicinales, en el que no se utiliza ningún producto químico. Los pacientes que reciben tratamiento en la clínica ayudan en el huerto recolectando las hierbas necesarias para su tratamiento.
  • Cuando se necesita ampliar las construcciones, sólo se utilizan materiales de construcción no-tóxicos. Se utilizaron materiales locales en los edificios, y éstos fueron diseñados para dejar pasar la luz natural y el aire.
  • Durante la época de lluvias se recolecta agua de los tejados y se almacena en tanques subterráneos para tener agua durante la temporada seca.
  • El agua de lavado se canaliza hasta un estanque y posteriormente se utiliza para regar la tierra y la huerta de plantas medicinales.
  • La electricidad se obtiene a través de paneles solares, lo que produce muy poca contaminación.
EHB Ch4 Page 41-1.png


En la Clínica Sambhavna se ha demostrado que para lograr la salud para todas y todos es necesario no sólo tratar a las personas enfermas, sino en primer lugar evitar las enfermedades. En las escuelas, el comercio, las oficinas gubernamentales y nuestros hogares podemos seguir el ejemplo de la clínica para reducir los daños que producen las sustancias tóxicas. Pero a pesar de que modificamos nuestras prácticas en hogares e instituciones para que sean más saludables y sostenibles, todos nosotros, en particular los más vulnerables, seguiremos exponiéndonos a un riesgo mientras las industrias continúen produciendo y utilizando substancias tóxicas.

La lucha por el cambio

Al organizar a la comunidad para que luchara por su salud y bienestar a largo plazo, los sobrevivientes de Bhopal han inspirado a la gente de todo el mundo a luchar por sus derechos y la justicia ambiental. Los siguientes principios han resultado útiles para reducir el daño causado por los productos tóxicos:

  • Evitar los productos tóxicos en la vida diaria. Utilice productos no tóxicos para la limpieza de la casa, de las instituciones comunitarias y del lugar de trabajo. No utilice plaguicidas o fertilizantes químicos en el jardín, consuma alimentos cultivados sin productos químicos y lave las frutas y verduras cuidadosamente antes de consumirlas. Es probable que en nuestras propias comunidades estemos expuestos a sustancias tóxicas, por lo que debemos presionar a los gobiernos para que no permitan que las empresas expongan a las personas, especialmente a las más vulnerables.
  • Organizarse para prevenir la contaminación. Podrá valerse de diferentes actividades para evitar los desastres tóxicos, incluidas las huelgas de hambre, paros y marchas, y de dramatizaciones populares, medios informativos, internet y otros métodos para educar a las personas. Si una fábrica está contaminando, estudie otras alternativas laborales para que los trabajadores ganen su sustento, ya que la gente necesita trabajo e ingresos.
EHB Ch4 Page 42-1.png
Si nuestros gobiernos nos protegieran y protegieran el medio ambiente del mismo modo en que yo protejo a mi familia, mejoraría la salud para todos y todas.
  • Obligue a las compañías a limpiar. Aunque es muy difícil lograrlo, una de las principales tareas de cualquier lucha por los derechos ambientales es exigir a la empresa limpiar sus desechos tóxicos. Aunque las propias empresas no estén de acuerdo, la gente considera que las empresas deben asumir su responsabilidad para evitar causar daños y para reparar cualquier daño que hayan causado. Las demandas exitosas que obligan a las empresas a asumir los costos de limpieza hacen más probable que éstas tomarán mejores medidas de seguridad en el futuro.
  • Presionar a los gobiernos para que adopten y hagan cumplir mejores normas de seguridad. Desgraciadamente, la mayoría de los gobiernos prefieren proteger las ganancias de las empresas en vez de proteger a la gente. Esto propicia la injusticia ambiental y conduce a desastres porque las empresas consideran la seguridad como un costo evitable y no como una responsabilidad que deben asumir. Los gobiernos deben cambiar sus prioridades para asegurar la protección de todas las personas, especialmente las más vulnerables.
  • Cambiar la forma en que la industria fabrica sus productos. La fábrica de Union Carbide en Bhopal fabricaba plaguicidas para controlar las plagas de las cosechas. Pero hay mejores formas de controlar las plagas que los productos tóxicos; de hecho, existen métodos menos dañinos y más eficientes para prácticamente todo. ¿Por qué permiten que la industria nos envenene, pero no nos permiten decidir la manera en que se deben hacer las cosas?

¿Riesgo aceptable? ¿Para quién?

Con frecuencia la industria y los gobiernos justifican el riesgo de daños ambientales, incluso los desastres como el de Bhopal, discutiendo que cierta cantidad de riesgo es aceptable pues equivale al “costo del desarrollo”. Esto generalmente significa que se sacrificará a los más vulnerables para que las ganancias de las empresas se mantengan como de costumbre; es una situación inaceptable para casi todos. La búsqueda de ganancias no puede justificar que se cause tanto daño y se violen los derechos humanos de las personas a la salud y a un medio ambiente saludable.

Si Union Carbide o el gobierno indio se hubieran guiado por el principio de precaución, quizá el desastre del gas tóxico de Bhopal no habría ocurrido.

Exigir medidas de precaución

Las medidas de seguridad pueden reducir los daños. Pero incluso si éstas se aplican, existirá siempre algún tipo de riesgo en las fábricas industriales. Si no es posible evitar los riesgos, éstos deben al menos distribuirse equitativamente en lugar de afectar sólo a las personas y comunidades más pobres.

A largo plazo, para que nuestra seguridad sea tan alta como posible, las industrias deben organizarse de tal manera que la seguridad y la sostenibilidad se valoren más que las ganancias. Para lograrlo debemos pedir a las empresas desarrollar métodos de operación más seguros y justos, y pedir a los gobiernos que responsabilicen a las empresas redactando y exigiendo el cumplimiento de leyes para la protección de la salud y del medio ambiente. Para promover la justicia ambiental para todos podemos exigir a nuestros líderes, y a aquellos con poder de decisión, que se guíen por el principio de precaución.

EHB Ch4 Page 43-1.png
¡Exija medidas de precaución!
EHB Ch4 Page 43-2.png
Una fábrica humeante... ...puede convertirse en una pistola humeante.