Hesperian Health Guides

Enfermedades infantiles

Durante la niñez, las enfermedades como el paludismo (malaria), el sarampión, las paperas o la meningitis pueden dañar el nervio auditivo. A veces, las infecciones sólo afectan a un oído, pero la meningitis normalmente afecta a los dos. Para más información sobre estas enfermedades, vea el libro Donde no hay doctor.

Vacune a sus hijos para prevenir las enfermedades infantiles

Vacune a sus hijos contra todas las enfermedades infantiles, sobre todo aquéllas que pueden causar sordera, como el sarampión, las paperas y la rubéola. Las vacunas generalmente son gratis. Es mejor que lleve a sus niños a vacunar, en vez de llevarlos al doctor cuando necesiten tratamiento porque están enfermos o se están muriendo.

Si en su pueblo no hay trabajadores de salud que den vacunas, lleve a sus niños al centro de salud más cercano para que los vacunen allí. O colabore con otras personas de su zona para traer a trabajadores de salud a su comunidad. Las vacunas salvan vidas y salvan la audición —deberían estar disponibles para todos.


Cómo tratar las enfermedades infantiles
Los niños enfermos deben quedarse en cama, tomar muchos líquidos y comer alimentos nutritivos. Si un bebé no puede mamar, dele leche materna con una cucharadita.
Para la fiebre:
paracetamol (acetaminofén).
Si empieza a salir líquido del oído:
Dé un antibiótico por la boca, tal como se indica para las infecciones agudas.
Si aparecen signos de una infección crónica del oído:
Lea sobre otros tratamientos para las infecciones agudas de los oídos.
Si el niño tiene diarrea:
Dele pequeños sorbos de suero de rehidratación: 1 vaso cada vez que tenga excrementos aguados.
A 1 litro de agua limpia añádele media cucharadita rasa de sal y 8 cucharaditas rasas de azúcar y mezcle todo bien. O haga un atole aguado con 1 litro de agua limpia, media cucharadita rasa de sal y 8 cucharaditas copeteadas de cereal en polvo (harina de arroz, de maíz o de trigo, sorgo, o papas cocidas y machacadas).
Si al niño le dan signos de pulmonía o de meningitis, o dolor muy fuerte en el oído o en el estómago, consiga ayuda médica.

Sarampión

Un niño infectado con manchas en la cara.

El sarampión les causa infecciones de los oídos a muchos niños. El sarampión puede dañar el oído interno y también puede causar una infección con derrame del oído medio y un hoyo en el tímpano. A algunos niños también les da encefalitis, una inflamación del cerebro que puede causar convulsiones o ataques, y también sordera.

A veces aparecen manchas negras en la piel causadas por hemorragias. Éste es un signo de que la infección es muy grave. Consiga ayuda médica.

Prevención:
Un niño con sarampión está sentado cerca de su hermano mientras comen con sus padres; su padre le habla.
Lan, no vas a
poder ir a la escuela sino hasta que Tuy ya esté mejor.

Los niños de otras familias no deben ir a una casa donde alguien tiene sarampión. Deben evitar a los niños que tienen sarampión y a los hermanos de esos niños. Para no contagiar a otras personas, y aunque ellos mismos no estén enfermos, los niños que viven con alguien que tiene sarampión no deben ir a la escuela, ni a las tiendas, ni al mercado ni a ningún lugar público durante 10 días.

Los niños débiles o desnutridos, o que tienen tuberculosis o el VIH/SIDA son los más vulnerables al sarampión. Hay que protejerlos, ya que para ellos esa enfermedad es muy peligrosa.

Paperas

La infección por paperas comienza con fiebre y dolor al abrir la boca o al comer.
Un niño con una hinchazón en el cuello.
A los 2 días, aparece una hinchazón en un lado del cuello. A veces, las paperas causan sordera. Generalmente sólo afectan un oído. La hinchazón normalmente desaparece en 10 días, sin necesidad de tratamiento. Para el dolor o la fiebre, dé paracetamol (acetaminofén). Dele al niño alimentos blandos y nutritivos y manténgale limpia la boca. Consiga ayuda médica si aparecen signos de meningitis.

Paludismo (malaria)

Un niño que se enferma gravemente de paludismo se puede volver sordo. El paludismo es una infección de la sangre, transmitida por zancudos, que causa escalofríos y fiebre alta (de 40°C ó 104°F, ó más alta). A veces la sordera se quita en 2 ó 3 días. Pero los niños que han tenido paludismo tendrán menos resistencia a las infecciones de oídos que también pueden causar sordera.

Prevención:
  • Cubra las camas, cunas y hamacas con mosquiteros o con una tela delgada. Los mosquiteros tratados con insecticida son los que mejor protejen.
  • Elimine el agua estancada donde se reproducen los zancudos que transmiten el paludismo. Deshágase de las cosas donde se junte el agua, como latas, ollas o llantas viejas. Vacíe las charcas, los pantanos o las marismas, rellénelas con tierra o ponga peces en el agua. Rellene con arena las puntas de los postes de bambú.
  • Tome las medicinas que ayudan a prevenir o disminuir los efectos del paludismo.

Meningitis

La meningitis es una infección grave del cerebro que puede afectar los nervios auditivos y provocar sordera. Una infección grave de oídos puede pasar al cerebro y causar meningitis. La meningitis puede comenzar después de otra enfermedad infantil, como por ejemplo, el sarampión, las paperas, o la tos ferina. También hay un virus que causa la meningitis.

Signos:
la fontanela se hincha (en
los bebés menores de 1 año)
HCWD Ch15 Page 204-1.png
HCWD Ch15 Page 204-2.png
nuca tiesa
espalda arqueada, rodillas dobladas hacia adelante

Los signos de la meningitis son un fuerte dolor de cabeza y fiebre. Es posible que el niño tenga sueño, se sacuda el cuerpo o tenga ataques, o se desmaye. A veces hay vómitos y salpullido.

Consiga ayuda médica de inmediato —¡cada minuto cuenta! ¡Lleve al niño al hospital!


Cómo tratar la meningitis mientras lleva el niño al hospital
Inyecte una de las siguientes combinaciones de medicinas en un músculo o en una vena. Las inyecciones en la vena sólo las debe dar un trabajador de salud bien capacitado. Si no hay un trabajador de salud capacitado, es mejor poner la inyección en el músculo.
HCWD Ch15 Page 204-3.png
  • ampicilina y ceftriaxone
Diluya una ampolla de ampicilina en polvo para inyección de 500 mg con 2,1 ml de agua esterilizada. Esto hace una concentración de 500 mg por 2,5 ml.
Diluya una ampolla de ceftriaxona en polvo para inyección de 1 g con 3,5 ml de agua esterilizada. Esto hace una concentración de 1 g por 4 ml.
ampicilina inyecte 50 mg por cada kg de peso, 4 veces al día por al menos 5 días,
Y
ceftriaxona inyecte 100 mg por cada kg de peso, 1 vez al día por al menos 5 días.
Si no puede pesar al niño dé la dosis según la edad:
2 meses a 12 meses inyecte 2 ml ampicilina 4 veces al día, Y
2 ml ceftriaxona 1 vez al día, por al menos 5 días.
1 año a 3 años inyecte 3 ml ampicilina 4 veces al día, Y
4 ml ceftriaxona 1 vez al día, por al menos 5 días.
4 años a 5 años inyecte 5 ml ampicilina 4 veces al día, Y
6 ml ceftriaxona 1 vez al día, por al menos 5 días.
Nota: No le dé ceftriaxona a un bebé menor de 2 meses.
ó
  • ampicilina y gentamicina
Diluya una ampolla de ampicilina en polvo para inyección de 500 mg con 2,1 ml de agua esterilizada. Esto hace una concentración de 500 mg por 2,5 ml. Use una ampolla de 2 ml de gentamicina de 40 mg por ml, sin diluir.
ampicilina inyecte 50 mg por cada kg de peso, 4 veces al día por al menos 5 días.
Y
gentamicina inyecte 7,5 mg por cada kg de peso,
1 vez al día por al menos 5 días.
Si no puede pesar al niño dele la dosis por edad:
2 meses a 4 meses inyecte 1,5 ml ampicilina, 4 veces al día, Y
1 ml gentamicina, 1 vez al día, por al menos 5 días.
4 meses a 12 meses inyecte 2 ml ampicilina 4 veces al día, Y
1,5 ml gentamicina 1 vez al día, por al menos 5 días.
1 años a 3 años inyecte 3 ml ampicilina 4 veces al día, Y
2 ml gentamicina 1 vez al día, por al menos 5 días.
4 años a 5 años inyecte 5 ml ampicilina 4 veces al día, Y
3 ml gentamicina 1 vez al día, por al menos 5 días.
Nota: La gentamicina es un antibiótico muy fuerte de la familia de los aminoglucósidos. Solo se puede dar por inyección o IV (a la vena). Esta medicina puede dañar los riñones y el oído (la audición), y por lo tanto solo se debe usar en casos de emergencia. Si el niño está deshidratado (tiene la boca muy seca o no orina), dele suero para tomar hasta que se mejore de la deshidratación antes de dar la gentamicina. Vea Donde no hay doctor, de Hesperian, para información de cómo hacer el suero para tomar y dárselo a un niño enfermo.

Si no hay otras medicinas
  • dé bencilpenicilina Y cloranfenicol por inyección en un músculo o en una vena.
bencilpenicilina inyecte 100.000 unidades por kilo de peso, cada 6 horas (4 veces al día) hasta 14 días.
No dé más que 4.000.000 unidades en cada dosis.
Y
cloranfenicol inyecte 25 mg por kilo de peso, 4 veces al día hasta 14 días. No dé más de 1 g en cada inyección. Cuando empiece a mejorarse el niño, siga dando la misma dosis de cloranfenicol por la boca en vez de por inyección. No dé más de 750 mg en cada dosis.
Nota: El cloranfenicol solo se debe usar para las infecciones graves que pongan la vida en peligro, como la meningitis.

Ictericia

Una mujer le da pecho a su bebé mientras otra mujer revisa al bebé.

A veces, un bebé se pone amarillo poco después de nacer. Eso es un signo de ictericia. Si el bebé tiene energía y está mamando bien, es normal que se vea un poco amarillo cuando tiene entre 2 y 5 días de edad. La madre debe seguir dándole pecho con frecuencia y debe dejar que el bebé se asolee bastante. La ictericia podría ser más grave si el bebé se empieza a poner amarillo el día después del parto, si el color amarillo se extiende a los manos y a los pies, o si el bebé tiene más sueño de lo normal o no mama bien. Consiga ayuda médica. La ictericia grave puede ser peligrosa y también puede causar sordera.

VIH/SIDA

Los niños con el VIH/SIDA tienen poca resistencia a las enfermedades. Por eso, corren un mayor riesgo de infectarse con el citomegalovirus, la sífilis, la tuberculosis y algunos tipos de meningitis. Todas estas enfermedades pueden dañar los oídos.