Hesperian Health Guides

Hesperian Health Guides

Para los trabajadores de salud

WikiSalud > Nuevo Donde no hay doctor > La salud de los niños > Para los trabajadores de salud

Si usted es una trabajadora de salud, visite a los niños a menudo. Es más fácil realizar estas visitas cuando a los niños les toca vacunarse (vea "Las vacunas" – en proceso de redacción), o cada 2 meses durante el primer año y posteriormente 1 vez al año.

Debe visitar con mayor frecuencia si el niño muestra señas de crecimiento lento. También debe regresar (o solicitar que la madre vuelva a visitarle a usted) después de tratar a un niño enfermo, para ver si se mejoró o si aún requiere más atención.

Aunque puede ser más fácil pedir que las madres lleven a sus hijos a la clínica para examinarlos, muchas veces es mejor que una trabajadora de salud vaya a la casa. Es mejor que los recién nacidos y los niños pequeños no estén cerca de las personas enfermas que pueden estar en la clínica. Además, algunas madres no pueden ir a la clínica por su trabajo o porque no pueden dejar solos a sus otros hijos. Estas madres en particular necesitan la ayuda de una trabajadora de salud para examinar a sus bebés y niños pequeños.

Los niños que más necesitan su atención son aquellos que no vienen a buscarla.

Mientras que crezca el niño, siga revisándolo. En cada visita:

  • Pregunte sobre la salud del niño – si ha estado saludable y está creciendo bien.
  • Observe al niño de la cabeza a los pies. Uno niño saludable está alerta y atenta. Su piel está sin marcas, su cuerpo es fuerte y está creciendo.
  • Pregunte sobre la alimentación. Proumueva el amamantamiento y los alimentos nutritivos.
  • Pese al niño. Si la madre está participando en un programa de monitoreo de crecimiento, revise su historial (La Tarjeta del Camino de Salud o en donde se anoten los datos sobre peso y talla).
  • Observe si el niño está limpio y si la casa es saludable. Estas visitas pueden ser un momento para conversar con la familia sobre cómo evitar riesgos y enfermedades, o para averiguar qué necesitan para mejorar la seguridad de la vivienda y la salud del niño.
  • Hable con la madre y la familia sobre lo que observa.


Atender a los niños es una manera de que los trabajadores de salud pueden ganarse la confianza y el respeto de la comunidad. A medida que los padres vean que usted cuida a sus hijos, les será más fácil hacerle preguntas sobre su propia salud. Los chequeos periódicos para ver la salud y el crecimiento del niño es una forma de asegurar que la madre y otros familiares estén saludables y recibiendo la atención necesaria.

Aproveche las oportunidades para enseñarles a los niños sobre la salud. Los niños comparten lo aprendido con sus familias y otros niños. Pueden ayudar a crear una epidemia de hábitos saludables en sus comunidades.

Un niño que crece es un niño saludable

Apunte el crecimiento de la niña en un cuadro, como el que sigue a continuación. La madre o cuidadora debe guardarlo. Explíquele cómo funciona, para que pueda comprender si el niño está avanzando o no. Vea aquí para una versión del cuadro en formato para imprimir.


Cómo usar la tarjeta

PASO 1
Escriba el mes
en que nació
su niño aquí:
Esta tabla indica
que el bebé
nació en abril.
PASO 2
Escriba los demás meses,
que siguen el mes en que
nació, en orden.
PASO 3
Cada mes, mide el peso de su hijo en kilos.
Marque con un puntito en el lugar donde el peso del niño cuadra en el mes actual.
PASO 4
Pese al niño cada mes y ponga un puntito en el cuadro. Después una los puntos con líneas. Si el niño está saludable, cada mes el punto estará más alto que lo del mes anterior.
En el caso de la mayoría de los niños sanos, la línea de puntitos se encuentra entre estas dos líneas.
Lo más importante es que el niño siga creciendo.
Que la línea no se quede horizontal.
Ni baje, así.

Si nota que el niño no crece debidamente, haga sus visitas con una frecuencia mayor. Busque una manera de ayudarle conseguir más comida. Esté alerta a las enfermedades que puedan interferir con el crecimiento.

El desarrollo

El desarrollo se refiere a cómo crecen las habilidades del niño. Cada niño tendrá una manera particular en que utiliza su cuerpo, se comunica y aprende a resolver problemas. Sin embargo, siempre debe desarrollarse en vez de “estancarse”. Si el niño se desarrolla más lentamente, entonces requiere de mayor atención.

¿Por qué es el desarrollo de algunos niños más lento que otros? A veces no hay razón – es normal que se presenten diferencias entre las personas. Pero la enfermedad y la desnutrición pueden detener el desarrollo en maneras que ya no son normales. Ciertas discapacidades también pueden afectar el desarrollo. Por ejemplo, puede ser que uno no se dé cuenta de la sordera de un niño. Sin embargo, puede observar que se demora más en hablar que sus hermanas y hermanos. Observe el desarrollo de su hijo, porque un desarrollo más lento puede ser una seña de un problema de salud o de una discapacidad que requiere de su atención.

Un bebé de 3 meses debe:
  • Sonreir
  • Reaccionar ante los sonidos y movimientos
  • Responder a las voces y los rostros conocidos
  • Observar sus propias manos
  • Llorar cuando tiene hambre o está incómoda
  • Tomar leche de pecho sin problema
  • Levantar su cabeza cuando está acostada sobre su barriga


Un bebé de 6 meses debe:
  • Voltear su cabeza hacia los sonidos
  • Dar vuelta de la barriga a la espalda y de la espalda a la barriga
  • Reconocer a las personas conocidas
  • Tomar objetos y metérselos a la boca


El bebé de 1 año:
  • Comprende e imita los sonidos y las palabras sencillas
  • Se interesa por juegos sencillos como “las escondidas”
  • Intenta colocar un objeto dentro de otro
  • Se sienta y gatea sin ayuda
  • Se pone de pie apoyándose en algún objeto


Un niño de 3 años debe:
  • Comprender y hablar frases sencillas
  • Realizar trabajos pequeños como barrer
  • Darse cuenta de los sentimientos de otras personas
  • Clasificar objetos
  • Correr, saltar y trepar


Si la niña se desarrolla más lentamente, hay 2 cosas que puede hacer para ayudar:

  1. Pregúntele al trabajador de salud si existe una causa médica para su desarrollo más lento.
  2. Dele mayor atención a la niña en las áreas donde su desarrollo es más lento.
Ayude a la niña a crecer en las áreas en que tiene atraso.


Vea los "Cuadros de desarrollo infantil" en el Anexo A. . Estos cuadros sirven a los padres y los trabajadores de salud para que vigilen el desarrollo del niño y le ayuden a avanzar.



es.hesperian.org