Hesperian Health Guides

Hesperian Health Guides

Quemaduras

Quemaduras leves

Para una quemadura leve, deje caer agua fría sobre la piel afectada durante 15 a 30 minutos. Esto enfriará y limpiará la piel y ayudará a aliviar el dolor.

A medida que vaya sanando, mantenga la zona limpia con jabón suave y agua. La miel de abeja o el jugo de la sábila ayuda a sanar las quemaduras pequeñas, pero solo se debe aplicar una vez que la quemadura se haya enfriado.

Las quemaduras leves generalmente sanan en 1 a 3 semanas.

Quemaduras peligrosas

  • Quemaduras profundas (que afectan diferentes capas de la piel o las capas más profundas de la piel). No duelen si nada las presiona porque los nervios están destrozados. No cambian de color si se les aplica presión. El color puede parecer moteado, y cuando son más profundas, puede ser de un color blanco y ceroso, gris como el cuero o negro chamuscado.
  • Quemaduras grandes. Una quemadura grande cubre más del 10% del cuerpo. Aun si no es profunda, una quemadura tan grande es peligrosa. Mirando la palma de la mano de la persona quemada se puede calcular el tamaño de la quemadura en relación con el cuerpo. ¿La quemadura es del tamaño de la palma de su mano? Esto significa aproximadamente el 1% de la superficie de su cuerpo. Una quemadura que cubre un área de 10 palmas esel 10% de la superficie del cuerpo.
  • Una quemadura que cubre una coyuntura, el rostro o los genitales. Este tipo de quemadura puede dejar una cicatriz complicada y causar una discapacidad, especialmente en un niño.
  • Las quemaduras combinadas con otras lesiones.
  • Las quemaduras en los niños. Los niños se recuperan con gran dificultad de las quemaduras. Cuando sea posible, deben recibir cuidados en hospitales equipados para tratar quemaduras.


Consiga ayuda para las quemaduras peligrosas. En el camino al centro de salud, dé agua o suero para tomar a menudo en sorbos si la persona está alerta. Cubra la zona de la quemadura con una tela muy limpia. Evite meter una quemadura peligrosa en agua fría – puede provocar que la temperatura del cuerpo baje a niveles peligrosos. Trate de tranquilizar a la persona.

Tratamiento
  • La persona que tiene una quemadura grande o profunda puede deshidratarse fácilmente debido a la pérdida de líquido que sale del cuerpo por la parte quemada. Dé líquidos adicionales. Por lo general es mejor dar líquidos en forma intravenosa, pero si la persona está alerta y puede beber, también hace provecho beber cantidades grandes de suero para tomar. La deshidratación también puede provocar choque, por lo que hay que estar atento a las señas. Vea "Cómo cuidar a las personas enfermas" (en proceso de redacción) para conocer más sobre el suero intravenoso.
  • Las quemaduras pueden infectarse fácilmente. Para evitar infecciones, mantenga limpia la quemadura y lávela todos los días con agua que corre encima o remojándola brevemente en agua limpia. Un poco de jabón suave puede ser provechoso pero no use desinfectantes ni yodo – tardará más en sanar. Con cuidado quite la piel y carne muerta con un trapo o raspándolo.
  • Cubra la quemadura con ungüento antibiótico y después con una gasa muy limpia y delgada u otra tela muy limpia. Envuelva la venda firmemente para que presione pero sin cortar la circulación. Cambie la venda todos los días y cada vez que se ensucie. Una venda sucia puede causar una infección. Puede ser necesario remojar la zona para sacar una venda que se haya pegado. Hay que envolver por separado cada dedo quemado de las manos o los pies.
  • Dé antibióticos si aparecen señas de infección: la piel tiene mal olor, hay pus, se pone más colorada o caliente, o le da calentura a la persona. Asegúrese de que la persona tenga las vacunas contra el tétanos al día. Vea los antibióticos y "Las vacunas" (en proceso de redacción).
  • Si se abrió una ampolla, mantenga limpia la zona. Si la ampolla no está abierta, no intente abrirla. Las ampollas abiertas se infectan más.
  • Las quemaduras son muy dolorosas. No dude en dar una medicina fuerte para el dolor, incluso la morfina u otros opioides. Siempre dé medicina para el dolor antes de limpiar una quemadura grave o cambiar la venda. A medida que sanen, las quemaduras empiezan a picar. Un antihistamínico puede aliviar la picazón un poco.
  • Para ayudar a sanar una quemadura, la persona debe comer alimentos nutritivos, especialmente aquellos que son ricos en proteína. Aunque no sienta hambre, debe comer 4 comidas al día que incluyen alimentos que dan mucha energía, más 2 meriendas. Las comidas que dan mucha energía que se describen en “Alimentarse bien para la buena salud” son especialmente nutritivas.
  • A medida que sanen, las partes quemadas pueden volverse duras y tiesas, especialmente las coyunturas. Hay que mover la parte del cuerpo que está quemada varias veces al día. Si la persona tiene dificultad para moverla por su cuenta, ayúdele con mucho cuidado.


Al igual que con otras lesiones graves, consiga ayuda si la persona empeora o si usted no puede brindar los cuidados necesarios.


es.hesperian.org