Hesperian Health Guides

Cómo buscar señas del vih en la boca


¡IMPORTANTE! Es imposible saber si una persona tiene VIH con tan sólo mirarla.
Los trabajadores dentales siempre deben tener cuidado de no pasar el virus de una persona a otra al atender a sus clientes. Además, los trabajadores dentales deben protegerse para asegurarse que el virus no pase a ellos de una persona que están atendiendo. Por eso, siempre tome precauciones contra el VIH con todas las personas que atienda. Las mejores precauciones son las siguientes: siempre protéjase las manos con guantes de látex limpios o bolsas de plástico limpias, use una mascarilla y algún tipo de protección para los ojos, y use sólo instrumentos limpios y esterilizados. Vea información sobre cómo limpiar y esterilizar instrumentos.

CUANDO EXAMINE A ALGUIEN, SIEMPRE TRATE DE:


DENT Ch12 Page 180-1.png
Usar lentes o gafas. Asegúrese de que pueda ver bien a través de las gafas.
Cubrirse la boca y la nariz con una mascarilla o un pañuelo limpio. Haga lo posible por cambiarse el pañuelo varias veces al día. Antes de volver a usar un pañuelo, lávelo con jabón y agua limpia, enjuáguelo y cuélguelo al sol para que se seque.
Cubrirse las manos con bolsas de plástico o guantes limpios.

Siempre que sea posible, los trabajadores dentales deben protegerse para prevenir el contagio con VIH entre ellos, las personas que atiendan, sus familiares y las personas con quienes tienen relaciones sexuales.

a woman speaking.
Antes de examinar a alguien, explíquele claramente lo que va a hacer.

Siempre que alguien le consulte acerca de un problema dental, revísele los labios, la cara, y el interior de la boca. Fíjese si hay hinchazón, llagas o piel partida, enrojecimiento, cambios de color raros, o señas de infección. Vea información sobre los problemas más frecuentes causados por el VIH.

DENT Ch12 Page 181-2.png

Revise con cuidado las mejillas y los labios por dentro. Pídale a la persona que levante la lengua para que usted pueda ver debajo de ella. También pídale que saque la lengua. Envuelva la punta de la lengua con un trapito limpio y jálela suavemente hacia afuera. Así podrá ver los lados de la lengua, el fondo de la boca y la lengua, y lo que se pueda de la garganta. Para más información sobre formas de examinar la boca y los dientes, vea el capítulo 6.

También es importante preguntarle a la persona acerca de su salud en general. Puede tener otras señas del VIH, como por ejemplo, fiebres, sudores por la noche, cansancio constante, pérdida de peso, o diarrea. También puede tener otras enfermedades como la tuberculosis y el cáncer que se ven muchas veces en gente que tiene el VIH. Si la persona tiene cualquiera de estos problemas, asegúrese de que vea a un trabajador de salud o a un médico que tenga experiencia en el tratamiento del VIH.

DENT Ch12 Page 181-3.png
Palpe la mandíbula debajo del hueso y el cuello para saber si la persona tiene bultos o siente dolor allí.

Después de llevar a cabo el examen, explíquele a la persona qué es lo que descubrió y qué es lo que podría hacer para remediar el problema o para evitar que empeore. Una vez que le explique a la persona el tratamiento que le recomienda, pídale permiso para empezar. Nunca comience el tratamiento, sino hasta que la persona le haya dado su consentimiento.

a woman speaking.
Si una persona tiene VIH, nadie más debe enterarse, excepto quienes la persona quiera que sepan. Si usted piensa que es importante avisarles a otras personas, pida permiso primero.
a man speaking.
Si usted sabe o piensa que alguien podría tener VIH, no se lo diga a nadie más—ni siquiera a la familia de la persona infectada.

Recuerde que lo que usted sabe acerca de sus clientes es confidencial. Las personas con VIH tienen tanto derecho a una vida privada como los demás. Respete ese derecho.