Hesperian Health Guides

Hesperian Health Guides

Atención para quemaduras

Las quemaduras son un tipo de herida común entre las mujeres y los niños. Todas las quemaduras primero deben ser enfriadas durante 15 minutos con hielo, agua fría, o trapos remojadas en agua fría. Después del enfriamento, el tratamiento dependerá de qué tan grave sea la quemadura. Es muy importante mantener las quemaduras tan limpias como sea posible. Protéjalas de la mugre, del polvo, de las moscas y de otros insectos. Para que sanen mejor, nunca les ponga grasa, manteca, pieles de animales, café, hierbas y mucho menos excrementos. Es importante que las personas que se han quemado coman proteínas. No es necesario evitar ningún tipo de alimentos.

Hay 3 tipos básicos de quemaduras:

  1. Quemaduras leves (de primer grado)
    Estas quemaduras no producen ampollas, pero la piel se pone más oscura o roja. Después de enfriar el área quemada, no se necesita ningún otro tratamiento. Use aspirina o paracetamol para el dolor.
  2. ¡IMPORTANTE! Para evitar infecciones, lávese las manos con cuidado antes de atender a alguien que se haya quemado.
  3. Quemaduras que producen ampollas (de segundo grado)
    Después de enfriar la quemadura, no abra las ampollas. No haga un hoyito en la ampolla ni saque el líquido que tenga por dentro—ni siquiera con una aguja y una jeringa que hayan sido desinfectadas. Si la ampolla se rompe por cualquier razón, use tijeras desinfectadas para quitar con cuidado toda la piel muerta. Luego limpie la quemadura con cuidado, usando un jabón suave y trapos desinfectados o gasas y algodones estériles remojados en agua hervida y enfriada. También puede usar agua oxigenada. Quite cualquier piel quemada que quede sobre o alrededor de la quemadura, hasta que vea abajo la piel rosada, nueva. Cubra esa piel con un pedazo de gasa estéril o con un trapo desinfectado. Si cuando usted quiera quitar el trapo encuentra que está pegado a la quemadura, mójelo con agua hervida, enfriada.

    Para evitar que se infecte el área de la quemadura, póngale por 15 minutos, 3 veces al día, una gasa estéril o un trapo desinfectado que haya remojado en una solución de agua salada. Cada vez que cambie el trapo, quite la piel y la carne muertas cuidadosamente con pincitas muy limpias, hasta que vea la piel rosada, nueva.

  4. Para hacer una solución de agua salada:

    Use una cucharadita de sal por cada litro de agua. Hierva tanto el agua como el trapo antes de usarlos, y enfríelos antes de ponerlos sobre la quemadura.

    Si la quemadura de cualquier forma se infecta, dolerá aún más, se hinchará más, y la piel a su alrededor se pondrá dura y roja. Use un antibiótico, por ejemplo 250 mg de dicloxicilina ó 250 mg de cefalexina, 4 veces al día, de 7 a 10 días. Dele bastante líquido a la persona.

  5. Quemaduras profundas (de tercer grado)
    Éstas son quemaduras que destruyen la piel y dejan expuesta carne que se ve negra y achicharrada. Estas quemaduras siempre son graves. Lleve a la persona de inmediato a donde pueda recibir atención médica. Mientras tanto, envuelva el área quemada con una toalla o un trapo desinfectado y húmedo. Asegúrese de que el agua que se haya usado para remojar la toalla haya sido hervida y enfriada. Dele a la persona bastante líquido.

    Si es imposible conseguir ayuda médica, trate la quemadura como una de segundo grado. Para protegerla del polvo y de los insectos, tápela con una tela o una sábana suelta de algodón, que haya sido esterilizada. Cambie la tela por lo menos 4 veces al día, o sólo 2 veces al día si se mantiene seca.

    Dé suero para tomar tan seguido como sea posible, hasta que la persona esté orinando con frecuencia. Si la persona está inconsciente o no puede tragar, póngale el suero por el recto.

    Una persona que se ha quemado mucho puede caer fácilmente en estado de choque, debido a la pérdida de los líquidos que se van escurriendo de la quemadura.

    Consuele y tranquilice a la persona quemada y, si es necesario, dele tratamiento para choque. Dele cualquier medicina fuerte para el dolor que esté disponible. El lavar las heridas abiertas con agua fría y un poco salada también ayuda a aliviar el dolor.



Otros idiomas