Hesperian Health Guides

El trabajo con sustancias químicas

Es.WWHND10 Ch26 Page 402-1.png

Muchas mujeres entran en contacto con sustancias químicas peligrosas, con frecuencia sin darse cuenta. Eso sucede porque muchos de los productos modernos que se usan en la vida y en el trabajo diarios contienen sustancias químicas ocultas. Algunos de estos productos pueden ser muy dañinos, tales como:

  • plaguicidas, fertilizantes y baños parasitidas para los animales.
  • pinturas, solventes y productos para quitar la pintura.
  • combustibles y vidriados para la cerámica que contienen plomo.
  • productos para la limpieza que contienen cloro y lejía.
  • productos para el cabello y de belleza.

Problemas de salud

Algunas sustancias químicas causan daño inmediato al cuerpo, aún si usted no se siente enferma. Otras causan daños que se presentan más tarde, aún cuando usted haya dejado de usar la sustancia química. Algunos de los daños son de corta duración y otros son permanentes.

Prevención:

Para reducir los riesgos a la salud causados por el trabajo con las sustancias químicas, trate de hacer lo siguiente:

WWHND10 Ch26 Page 403-1.png
Guarde las sustancias químicas fuera del alcance de los niños. Siempre revise si una etiqueta advierte que cierta sustancia le puede envenenar o si tiene el dibujo que aquí mostramos.

WWHND10 Ch26 Page 403-2.png
  • Evite que las sustancias químicas le toquen la piel. Cuando utilice sustancias químicas en el hogar, use guantes de hule (o bolsas de plástico). Cuando trabaje con plaguicidas u otras sustancias químicas en el campo o la fábrica, use guantes más gruesos y zapatos. De lo contrario, las sustancias químicas pueden entrar a su cuerpo.
  • Lávese las manos después de tocar las sustancias químicas. Si usted ha estado usando sustancias químicas fuertes, como plaguicidas, cámbiese la ropa y lávese antes de comer o de entrar a la casa. Use guantes de hule cuando lave la ropa contaminada.
  • Evite respirar los vapores de las sustancias químicas. Trabaje donde el aire fresco circule fácilmente. Un trapo o una máscara de papel no le protege de respirar vapores químicos.
  • Mantenga las sustancias químicas lejos de los alimentos. Nunca guarde agua o alimentos en envases que hayan contenido sustancias químicas, aún después de que éstos hayan sido lavados, aunque un envase se vea muy limpio, puede contener suficientes sustancias químicas para envenenar el agua o los alimentos. No rocíe sustancias químicas cerca de los alimentos o en los días que sople mucho el viento.


Si una sustancia química le entra a un ojo, lávese el ojo de inmediato con agua. Siga lavándolo durante 15 minutos. No deje que el agua le entre al otro ojo. Si la sustancia le quema el ojo, vea a un trabajador de salud.