Hesperian Health Guides

Si usted es víctima de un asalto sexual

Si una mujer puede resistir un asalto, generalmente ella podrá evitar ser violada, aunque el violador tenga un arma. Es importante que la mujer trate de impedir que la viole de todas las maneras que pueda. Mientras más cosas intente, mejores serán sus probabilidades de impedir que la viole. Además sufrirá de menos heridas y tendrá menos problemas de salud mental después.

Es imposible saber de antemano cómo reaccionará una mujer si alguien trata de violarla. Algunas mujeres se enfurecen y sienten una fuerza que no sabían que tenían. Otras sienten que no pueden moverse. Si eso llegara a sucederle a usted alguna vez, sepa que usted hará todo lo que pueda.

Si varios hombres están tratando de violarla, o si el violador tiene un arma, usted de cualquier forma se puede resistir, pero generalmente es mejor no tratar de luchar físicamente.

He aquí algunas ideas que podrían ayudarle durante un asalto sexual:

  • No llore, no suplique y no ceda. Eso generalmente no sirve de nada. De hecho, las mujeres que hacen eso con frecuencia sufren de más heridas que las mujeres que tratan de defenderse.
  • Preste atención. Observe al violador con cuidado. Puede que haya momentos en que no la esté observando o en que pierda el control.
  • Pruebe diferentes cosas. Patee, grite, haga tratos, engáñelo—haga todo lo que se le ocurra para hacer que él se dé cuenta de que usted no es una víctima fácil. Trate de hacer que él comprenda que usted es una persona, no un objeto.
WWHND10 Ch19 Page 333-1.png
¡Tengo 6 hermanos y te van a matar si me lastimas!
  • Si conoce al violador, dígale cómo se siente. No deje que piense que a las mujeres les gusta que las violen. Haga que esté consciente de lo que le está haciendo.
  • Si el violador es un desconocido, trate de memorizar cómo se ve. ¿Qué tan grande es? ¿Tiene cicatrices, marcas o tatuajes? ¿Qué tipo de ropa trae puesta? Trate de recordar estas cosas para decírselas a la policía y poner sobre aviso a las otras mujeres en su comunidad.
  • Use su juicio. Sólo usted puede decidir cuánto tratar de defenderse. En algunas situaciones, por ejemplo durante la guerra, puede que el violador no tenga ninguna razón por la cual no matarla si se resiste.