Hesperian Health Guides

Colorantes

Los colorantes añaden colores a las telas. Los colorantes incluyen muchos grupos de productos químicos, cada uno de ellos compuesto por muchas sustancias químicas particulares. Los azoicos son el grupo de colorantes más grande. Veintidós de los cientos de colorantes azoicos están prohibidos porque no cabe duda de que causan graves daños a la salud humana.

Para facilitar su absorción en las telas, a los colorantes se añaden con frecuencia disolventes, ácidos, bases, metales y otros productos químicos tóxicos. Algunos colorantes vienen en forma de polvo y se debe mezclar con un disolvente antes de teñir las telas.

Los colorantes pueden clasificarse e identificarse de dos maneras: según su aplicación o según su estructura química. Según su aplicación, pueden ser colorantes ácidos, básicos, directos, dispersos, mordaces, reactivos, de pigmentación y de tina. Para las diversas telas y procesos de coloración se utilizan diferentes colorantes. Según su clasificación por estructura química, hay colorantes de tipo nitro, azoico, carotenoide, de triarilmetano, xanteno, acridina, quinolina, indamina, azufre, aminocetonas e hidroxicetonas, antraquinona, índigo, ftalocianina, pigmentos inorgánicos y otros. La mayoría de los colorantes se identifican con un nombre del índice de color y un número.

Los colorantes crean polvo y vapores que se respiran fácilmente y pueden dañar la boca, la garganta y los pulmones.

En las tablas se incluyen solo algunos de los colorantes que existen. Vea Infórmese sobre las sustancias químicas en su fábrica y Las fuentes que consultamos cómo obtener información sobre otros colorantes. Vea el Índice de nombres químicos para obtener otros nombres de los colorantes.

Para prevenir o reducir el contacto con estas sustancias:

  • Utilice sistemas de ventilación que eliminen los vapores y cambien el aire contaminado por aire limpio.
  • Encierre las operaciones siempre que sea posible.
  • No mezcle ni vierta manualmente los colorantes.
  • Póngase guantes. Póngase respiradores adecuados y a su medida. Toda la ropa de protección debe estar limpia y disponible cada día, debe ponérsela antes del trabajo y no debe llevársela nunca a casa.
  • Tenga un plan de emergencia que incluya el tratamiento de primeros auxilios y el equipo de protección en caso de derrames, salpicaduras y exposición accidental. Mantenga los suministros de emergencia necesarios en el lugar de trabajo, en cantidades suficientes y accesibles para los trabajadores.
  • En las áreas de trabajo donde se utilizan, almacenan y mezclan colorantes se debe controlar el calor y monitorear la concentración de vapores en el aire. Estas áreas deben tener además alarmas, extintores de incendios y un plan de emergencia en caso de incendio.
  • Lávese las manos solo con agua y jabón. No use disolventes para eliminar las manchas de colorante en la piel.


Colorantes


Colorantes antraquinónicos



might cause cancer



Colorantes azoicos

fire or explosive

Might harm reproductive health

Known to cause cancer



Colorantes de azufre

fire or explosive





Colorantes de índigo






Colorantes de triarilmetano



might cause cancer


¿Qué son?
Los colorantes son productos químicos en forma líquida o sólida que vienen en diferentes colores. Los colorantes sólidos generalmente vienen en forma de un polvo arenoso o de cristales. Algunos colorantes tienen un fuerte olor mientras que otros no huelen a nada. Ciertos colorantes azoicos sueltan aminas aromáticas tóxicas que tienen un desagradable olor a pescado.
¿Trabaja usted con ellos?
Los colorantes se utilizan en las industrias de la ropa y el calzado para teñir telas, pieles y cuero. Los colorantes antraquinónicos crean colores violeta, azul y verde. Los colorantes azoicos se utilizan para teñir de rojo, naranja y amarillo el algodón, la lana y el nailon. Los colorantes de índigo se utilizan para obtener colores oscuros, con frecuencia para teñir la mezclilla. Los colorantes de azufre se utilizan en telas de algodón y rayón y se utilizan frecuentemente para obtener colores oscuros como negro, marrón, azul oscuro y violeta. Los colorantes de triarilmetano producen colores muy brillantes.
Qué sucede si entran en contacto con el cuerpo
Piel:

Irritan y tiñen la piel. Producen sarpullido, enrojecimiento y resequedad de la piel. A veces la piel se despelleja, se agrieta y pica. Es común que aparezca un sarpullido entre los dedos o en el dorso de las manos y muñecas. Vea Primeros Auxilios.

Ojos:

Irritan y queman los ojos. Causan picazón, ojos llorosos e hinchazón de los párpados. Vea Primeros Auxilios.

Nariz/pulmones:

El polvo y los vapores irritan la nariz, la garganta y los pulmones, y causan congestión, tos, sibilancias, dificultad para respirar y opresión en el pecho. Entre más tiempo se respiren, más sensibles se vuelven la nariz y los pulmones y esto conduce a graves ataques de asma. Respirar una gran cantidad de polvo y vapores de colorantes causa la acumulación de líquido en los pulmones (edema pulmonar). Vea Primeros Auxilios.

Boca/barriga:

Causan náusea, vómitos y diarrea. Vea Primeros Auxilios y busque atención médica.

Qué sucede si usted se expone a lo largo del tiempo:

Los colorantes dañan al sistema inmunológico, el hígado, los riñones y el sistema urinario. Hacen que la nariz y pulmones se vuelvan muy sensibles y causar asma crónica. Los colorantes dañan los glóbulos rojos y estos pierden su capacidad para transportar oxígeno hasta los órganos (metemoglobinemia). Las señas de metemoglobinemia son piel y labios azulados, dolor de cabeza, debilidad, dificultad para respirar y falta de energía. Si no se trata, produce coma y paro cardiaco.

Los colorantes azoicos causan cáncer de hígado y especialmente cáncer de la vejiga. Posiblemente dañen la fertilidad.

Los colorantes de antraquinona posiblemente causen cáncer de hígado, colon, riñón y vejiga.

Los colorantes de triarilmetano posiblemente causen cáncer.
Si usted corre riesgo de exposición:

Use guantes de butilo que lleguen hasta los codos así como protección para los ojos y la cara.

Use un respirador con suministro de aire. 
Sustitutos menos peligrosos:
Los colorantes que no crean polvo, tales como aquellos que vienen en forma granular o líquida, son menos peligrosos. Los colorantes naturales son generalmente menos peligrosos que los colorantes sintéticos.