Hesperian Health Guides

Programas de inmunización

Muchas personas en todo el mundo están protegidas contra enfermedades como el sarampión, el tétanos y la polio porque han recibido vacunas en programas de inmunización (o vacunación). Los programas de inmunización generalmente son patrocinados por organismos internacionales como la Organización Panamericana de la Salud (OPS) y UNICEF, conjuntamente con los gobiernos locales y nacionales, y con las empresas que fabrican y venden vacunas.

Jóvenes y sus padres hacen fila para ser vacunados por un trabajador de salud.

Estos programas generalmente no incluyen buenos planes para deshacerse de desechos. En muchos casos dejan los desechos para que las comunidades que reciben las vacunas dispongan de éstos, y generalmente terminan incinerándolos o quemándolos a cielo abierto, creando así problemas de contaminación para la gente y el medio ambiente.

Los programas de inmunización pueden asumir responsabilidad por los desechos

Una niña y un niño dicen adios a un trabajador de salud.

Con la planificación y el apoyo adecuados, un programa de inmunización puede descartar sus desechos sin peligro si:

  • Utiliza los mismos vehículos con los que entrega las vacunas para llevarse los desechos para su tratamiento y descarte. Si se trata de un programa regional, se puede establecer un centro de tratamiento de desechos, con un autoclave y fosas para enterrar los desechos tratados.
  • Se ayuda a las comunidades a establecer sistemas para deshacerse de desechos médicos, que podrán seguir utilizándose después de terminada la campaña de vacunación.
  • Se aplican nuevas tecnologías como las pistolas de inmunización, que producen menos desechos ya que no utilizan agujas ni jeringas.