Hesperian Health Guides

Coronavirus — COVID-19

¿Qué es el coronavirus COVID-19?

COVID-19 es un tipo de coronavirus, un microbio microscópico que se transmite de persona a persona y causa enfermedad. El COVID-19 causa síntomas parecidos a la gripe: tos seca, dificultad para respirar, fiebre y dolor de cuerpo. COVID-19 afecta al sistema respiratorio más que nada. Aunque la mayoría de infecciones por COVID-19 no son peligrosas, puede devenir en neumonía (una infección severa en los pulmones) y algunos casos severos pueden ser mortales.

¿Cómo se transmite el coronavirus COVID-19?

Corona color Page 1-1.png

Se transmite el coronavirus cuando las gotitas de la respiración, la tos o el estornudo de una persona infectada llegan directamente a otra persona, o al tocar superficies o alimentos contaminados con estas gotitas. El virus entra el cuerpo por la boca, la nariz y los ojos, y una vez allí, se multiplica y se disemina a otras partes del cuerpo. El coronavirus puede vivir dentro el cuerpo por 2 a 28 días antes de que la persona muestre señas y síntomas de la enfermedad. Entonces, una persona puede estar infectada por el coronavirus sin saberlo, y así contagiar a otras personas. El coronavirus puede sobrevivir por más de una semana en las superficies y objetos contaminados. Se propaga fácilmente por contacto.

¿A quién puede infectar el coronavirus?

La enfermedad del coronavirus puede afectar a toda persona. Aun si ya se enfermó por el coronavirus y se sanó, puede enfermarse otra vez. Las poblaciones con más riesgo de contraer la enfermedad y a enfermarse más severamente son los adultos mayores de 45 años, en especial las personas de la tercera edad, las personas que tienen otras enfermedades, especialmente las enfermedades respiratorias o que tienen sistemas inmunológicos más débiles.

¿Cómo puede prevenir la infección por COVID-19?

Aún no existe vacuna para prevenir ni medicinas para curar el coronavirus. Los antibióticos y los remedios caseros no tienen ningún efecto. Por eso,es importante prevenir el coronavirus, al evitar contacto con el virus y al matar los microbios del virus mediante una limpieza frecuente.

  • Lávese las manos con frecuencia con agua y jabón o utilice desinfectante de manos que contiene alcohol.
    • Lávese las manos con jabón, frotándolas enérgicamente bajo agua corriente durante 20 segundos, restregándose las manos enteras, incluyendo debajo de las uñas, la muñeca y hacia el codo.
    • Lávese siempre después de usar los servicios sanitarios, antes de comer y después de toser, estornudar o sonarse la nariz.
    • Evite tocar su cara sin antes lavarse las manos.
  • Utilice desinfectantes de alcohol o cloro para lavar las superficies (las perillas de las puertas, en la cocina, etc.) que pueden estar expuestas a las personas enfermas con el coronavirus.
    • Alcohol: El alcohol isopropílico, comúnmente producido a una concentración del 70%, matará los microbios del coronavirus. Utilícelo para limpiar superficies como la encimera de la cocina, las perillas de puertas, y los electrodomésticos. Una solución de 50% a 70% funciona mejor. No lo use con una concentración del 100% porque no funcionará. Si tiene alcohol de 100%, dilúyelo, añadiendo agua de una proporción de 1 taza de agua a 2 tazas de alcohol. Para limpiar, primero use agua y jabón y luego limpiar con la solución de alcohol, y deje secar por sí solo, al aire libre.
    • Cloro: Comúnmente se vende el cloro a una concentración de 5%. Hay que usar agua a tiempo para diluir el cloro (el agua caliente no funciona). Se utiliza 2 tazas (medio litro) de cloro por cada balde de 20 litros. Primero, hay que limpiar las superficies con agua y jabón, y luego disinfectar con la solución de cloro, dejándolas secar al aire libre.
  • Desinfecte los objetos que toca a menudo utilizando desinfectante.
  • Lave la ropa con detergente y agua caliente. Si usa una máquina lavadora de ropa, es mejor usar el ciclo de remojo.
  • Use mascarilla si se siente enferma, o si cuida a una persona con síntomas del coronavirus. Por lo general, no debe usarse la mascarilla si no está enferma. Las mascarillas no sirven si no están utilizadas correctamente:
    • Antes de ponerse la mascarilla, lávese las manos con desinfectante con alcohol o con agua y jabón.
    • Cúbrase la boca y la nariz con la mascarilla, asegurándose de que no haya hueco entre su cara y la mascarilla.
    • No toque la mascarilla cuando la tiene puesta.
    • Reemplace la mascarilla si se moja.
    • No hay que re-usar las mascarillas.
    • Para quitarse la mascarilla, agárrela de las tirantes elásticas de atrás de la cabeza (no toque la mascarilla en sí), y deséchela inmediatamente en un basurero cerrado, y lávese las manos.
    • No use una tela para cubrirse la cara en lugar de una mascarilla. La tela se quedará húmeda con su respiración, haciendo más fácil que tengas contacto con las gotitas contagiosas.
  • Hay que estar atenta a su salud. Una persona que estornuda, tiene tos seca, dificultades para respirar y fiebre, debe llamar a un médico, o a los funcionarios de salud locales, para que le indiquen cómo proceder. Así se puede actuar si se desarrolla la síntoma más seria del COVID-19 que es la incapacidad para respirar (el Síndrome de dificultad respiratoria aguda), y cuyo tratamiento requerirá oxígeno y ventilador mecánico que sólo hay en clínicas y hospitales.
    • Este página se actualizó el 12 mar 2020