Hesperian Health Guides

Capítulo 4: Fábricas de electrónicos

WikiSalud > Salud laboral para trabajadoras y trabajadores > Capítulo 4: Fábricas de electrónicos

Muchas personas trabajando en una fábrica de electrónicos. Un supervisor mira el trabajo con ceño fruncido.



Son millones de personas las que día a día trabajan en fábricas alrededor del mundo que producen electrónicos, como los celulares y las computadoras, que forman parte integral de nuestras vidas. Pero a pesar de todas las innovaciones a la industria, la mayoría de las personas que fabrican electrónicos trabajan con químicos dañinos, se lesionan por hacer trabajo repetitivo, reciben salarios bajos y enfrentan condiciones de trabajo inadecuadas.

Al igual que las compañías saben cómo fabricar productos electrónicos efectivos, saben cómo proteger a las personas que los fabrican. Los gobiernos pueden y deben asegurar que las compañías protejan la salud de quienes trabajan en las fábricas que elaboran sus productos.

Para mejorar la salud de las y los trabajadores en las fábricas de electrónicos:

  • Los gobiernos y la Organización Internacional de Trabajo (OIT) deben evaluar con regularidad los peligros en las fábricas y presionar a las marcas a mejorar las condiciones de trabajo. Los gobiernos deben brindar apoyo médico y social a quienes que se enfermen por culpa de sus trabajos y asegurarse de que reciban compensación.
  • Las marcas deben asegurarse de que las fábricas cumplan con las normas locales e internacionales de salud en el trabajo y del medio ambiente. Deben diseñar productos sin materiales tóxicos, que duren mucho tiempo y que puedan reciclarse.
  • Las fábricas deben cumplir con las leyes laborales, de salud en el trabajo y del medio ambiente. Deben también compartir con sus trabajadores y las comunidades aledañas los nombres de todos los químicos que se utilizan dentro de la fábrica (incluyendo sus subproductos) y las áreas y procesos en los que se emplean.
  • Las trabajadoras y los trabajadores deben monitorear activamente su salud y las condiciones de la fábrica. Deben organizar comités de seguridad y sindicatos en las fábricas de productos electrónicos.

Parecen seguras, pero no lo son

Para quienes trabajan en las fábricas de electrónicos no siempre es fácil saber cómo, cuándo y dónde entran en contacto con sustancias químicas. Los cuartos en los que se realizan muchos de los procesos son muy limpios y su temperatura y humedad son controlados. Las y los trabajadores están cubiertos de pies a cabeza con trajes especiales que, les dicen, los protegen contra los peligros del trabajo. Muchos de los procesos se efectúan en máquinas.

Las fábricas de productos electrónicos se diseñan para proteger los delicados materiales al interior de las piezas electrónicas y no necesariamente para proteger a las y los trabajadores.

Many people bent over their work at an electronics factory. A supervisor looks on with a frown.
¿A quién protege?
Este equipo protege el microcircuito:
Las máscaras de papel fino o tela protegen a las obleas de silicio de la saliva de la persona.
Los trajes de plástico de cuerpo entero protegen a las obleas de silicio de cualquier contacto directo con la persona.
Los guantes de plástico delgado protegen a las obleas de silicio de la persona.
Las cubiertas para los zapatos evitan que la suciedad de estos llegue hasta las obleas de silicio.
Este equipo no protege a la trabajadora:
Las máscaras de papel fino o tela no protegen a la persona de los químicos, en especial si su trabajo es reparar máquinas, limpiar derrames o manipular químicos.
Los trajes de plástico de cuerpo entero no protegen a la persona contra las salpicaduras químicas.
Los guantes de plástico delgado no protegen a la persona porque se desgastan rápidamente y dejan pasar los químicos a las manos.
Las cubiertas para los zapatos son resbalosas. Además, no protegen contra los derrames.
Solo porque te dan un traje de cuerpo entero no quiere decir que te estén protegiendo a ti.


Create your own user feedback survey

Esta página se actualizó el 25 oct 2019