Hesperian Health Guides

Fabricar y limpiar las obleas de silicio

Los microcircuitos, la parte más importante de los productos electrónicos, se fabrican a partir de láminas de silicio conocidas como obleas.

Para hacer las obleas se funde silicio y se gira rápidamente para formar tubos llamados “lingotes”. Los lingotes se cortan en láminas redondas muy delgaditas que se limpian con químicos.

Los químicos que se usan para limpiar las obleas de silicio incluyen disolventes y ácidos. Estos químicos pueden irritar y quemar la piel. Se absorben directamente a través de la piel o al respirarlos constantemente, y pueden dañar los órganos del cuerpo. Uno de los químicos más peligrosos que se usan para fabricar y limpiar las obleas es el ácido fluorhídrico (ver el recuadro abajo).

Si un químico le salpica en la piel:

  • enjuague de inmediato el área con agua por 15 minutos o más.
  • retire cualquier equipo de protección o ropa que se haya salpicado, para que el químico allí no toque la piel.


Vea Primeros auxilios si una sustancia química le toca la piel o los ojos. Va a necesitar obtener un equipo de protección personal nuevo y limpio antes de iniciar otra vez el trabajo.

Primeros auxilios para quemaduras por ácido fluorhídrico (HF)

Con frecuencia, las quemaduras por ácido fluorhídrico no causan dolor de inmediato, pero queman de manera más profunda que otros químicos. Inhalar ácido fluorhídrico causa quemaduras dentro del cuerpo y puede ser mortal.

  1. Retire de inmediato toda la ropa y guantes contaminados y enjuague la piel con abundante agua por 5 minutos.
  2. Si tiene gel de gluconato de calcio, aplíquelo en la piel incluso si no puede ver o sentir la quemadura.
  3. Si no tiene gluconato de calcio, enjuague el área por otros 15 minutos o más, hasta que reciba ayuda médica. Aplicar hielo ayuda a prevenir que el ácido queme más profundo. Vea Primeros auxilios si una sustancia química le toca la piel o los ojos.
  4. En la clínica, empaparán y cubrirán el área con gluconato de calcio. Si es grave, el doctor podría inyectarle gluconato de calcio directamente en la quemadura.

Cómo se debe preparar el lugar de trabajo

Todas las estaciones de trabajo donde se use ácido fluorhídrico deben tener gluconato de calcio y duchas de emergencia para casos de emergencia.

Para saber cómo tratar las quemaduras, vea Primeros auxilios para quemaduras.

Busque ácido fluorhídrico en Ácidos.

Wgthas Ch8 Page 175-1.png
Primeros
auxilios

Evitar que los químicos lleguen hasta su boca y nariz

Las fábricas de productos electrónicos usan tantos químicos que necesitan sistemas de ventilación bien diseñados y mantenidos para limpiar el aire y hacer que ingrese aire fresco a su área de trabajo. Vea más información sobre “Los sistemas de calefacción, ventilación y aire acondicionado (HVAC)”.

Incluso si el aire se filtra y se refresca con aire limpio todavía puede tener químicos que causan problemas de salud. Preste atención a las señas de que quizás esté respirando químicos:

  • Puede ver u oler un químico. Sin embargo, muchos químicos no tienen olor o quizás usted esté acostumbrado al olor de ellos.
  • Tiene problemas para respirar, irritación en la piel o los ojos, siente mareos, confusión o náusea.
  • Tiene problemas de salud que podrían ser causados por los químicos con los que trabaja.


Si respira químicos, salga de inmediato del lugar de trabajo y respire aire fresco. Busque atención médica. Vea Primeros auxilios si respira una sustancia química.

Su lugar de trabajo debe también tener un plan de emergencias para derrames de químicos, que incluya dónde encontrar el equipo de protección personal y cómo utilizarlo. Si su fábrica no cuenta con un plan de emergencias o no ha recibido capacitación, salga del área del derrame tan pronto pueda.

Respirar químicos puede causar problemas de la salud

Las sustancias químicas en el aire pueden irritar la nariz, garganta y pulmones, causar problemas para respirar y dificultarle al cuerpo obtener el aire que necesita. Quizás sienta presión en el pecho, como si no pudiera obtener aire suficiente ni respirar profundamente. A muchas personas también les da una tos que no se va, o que solo desaparece cuando no están trabajando.

Si tiene estas señas, especialmente si ha respirado vapores químicos, busque ayuda médica. Es posible que le hagan una radiografía o prueba de función pulmonar para examinar qué tan bien funcionan sus pulmones, y examinarle la sangre para determinar cuánto oxígeno tiene. El tratamiento para los problemas respiratorios puede incluir respirar oxígeno de un tanque o tomar corticosteroides u otros medicamentos. Mantenerse alejado de los químicos y no fumar cigarrillos también ayuda. Los antibióticos no ayudan.

Wgthas Ch5 Page 95-1.png
La salud
importa
Limpiar obleas de silicio causó el cáncer que mató a Yumi

Cuando las y los trabajadores se enferman por los químicos en el trabajo, con frecuencia tienen que luchar para que se reconozca que su enfermedad está relacionada a su trabajo.

Una persona toma de los hombros a otra persona calva.

Eso fue precisamente lo que le pasó a mi hermosa hija. Yumi tenía solo 21 años cuando contrajo leucemia, cáncer de la sangre. Trabajaba limpiando obleas de silicio en una planta de semiconductores de Samsung en Corea del Sur. Poco después de que nos dijeran que Yumi tenía cáncer, diagnosticaron a otra mujer en la misma área de trabajo con el mismo cáncer. Samsung ofreció pagar los gastos médicos de ambas, pero dijeron que sus enfermedades no tenían nada que ver con el trabajo. Dijeron que se trataba de un problema personal. Yumi luchó contra la leucemia durante muchos meses, pero la enfermedad había avanzado demasiado y ella falleció en el 2007.

Yumi contrajo leucemia por trabajar en Samsung. En la planta donde trabajaba se usaban químicos que la compañía sabía causan leucemia. Otros familiares de trabajadores de Samsung también perdieron a sus hijos por el cáncer que contrajeron al trabajar allí. Decidimos luchar para obligar a Samsung a responsabilizarse y a dejar de envenenar a las personas.

SHARPS (Comité de apoyo para la salud y derechos de las personas en la industria de semiconductores) congregó a trabajadoras y trabajadores de Samsung, ex-trabajadores y sus familias, sindicatos y grupos de derechos humanos. Realizamos encuentros, protestas y campañas. Nos reunimos con grupos de todo el mundo que luchan contra las compañías electrónicas que envenenan a las y los trabajadores. Se empezaron estudios para determinar cuáles químicos estaban causando el cáncer. Estuvimos en muchos juicios, solicitando al gobierno coreano reconocer que estos cánceres estaban relacionados al trabajo que hacían las personas que se enfermaron. Sin embargo, Samsung tiene mucha influencia en Corea del Sur y las sentencias de los juzgados seguían diciendo que el cáncer no se debía al trabajo.

En 2011, un juzgado emitió una sentencia a favor nuestro. Se sabe que muchos de los químicos y subproductos causan cáncer, y por esto dijeron que era posible que Yumi hubiera contraído el cáncer en Samsung. De inmediato, Samsung contrató a la consultoría Environ para “comprobar” que los trabajadores de Samsung no presentaban más casos de cáncer que cualquier otro grupo de personas. Lograron que el juzgado cambiara su decisión. Pero nosotros volvimos a interponer una apelación. Por último, en 2014 se decidió que la leucemia de Yumi había sido causada por su trabajo en Samsung.

Para nosotros, esta sentencia fue un gran triunfo. Demostró que las personas unidas y movilizadas pueden desafiar a la empresa electrónica más poderosa del mundo. Seguiremos luchando a favor de las y los trabajadores de Samsung y en memoria de mi hija Yumi.



Create your own user feedback survey

Esta página se actualizó el 21 nov 2019