Hesperian Health Guides

Infecciones urinarias

Las personas con la médula espinal dañada o con espina bífida corren un alto riesgo de que se les infecte la vejiga, por las razones de las que hemos hablado. Las infecciones duraderas no tratadas y el daño a los riñones son causas comunes de una muerte temprana. Es muy importante tomar precauciones. Pero aun así, sigue siendo probable que haya infecciones. Por lo tanto es importante reconocer las señas de una infección y tratarla adecuadamente.

SEÑAS

Cuando una persona con la médula normal tiene una infección urinaria, le arde orinar. Pero una persona con daño de la médula espinal generalmente no siente ese ardor y por eso necesita fijarse en otras señas para darse cuenta de que tiene una infección. Puede aprender a reconocer ciertas sensaciones incómodas, o quizás sólo a darse cuenta de que no se siente tan bien como de costumbre. La familia y los promotores de salud deben saber escuchar a un niño y estar al tanto de los cambios en su conducta que podrían indicar que tiene una infección.

Posibles señas urinarias

  • orina turbia, quizás con moco, pus o manchas de sangre
  • orina oscura o rojiza
  • orina con mal olor u olor fuerte
  • aumento de los espasmos en la vejiga (calambres)
  • aumento en la cantidad de orina o cambios en la función de la vejiga
  • dolor a media espalda (riñones) o dolor de un lado o ‘de ijar’ (uréteres—tubos de la orina)

Otras posibles señas

  • dolores del cuerpo
  • incomodidad general
  • aumento de espasmos musculares
  • fiebre (calentura)
  • disreflexia (dolor de cabeza, carne de gallina al sudar, presión alta)
TRATAMIENTO

A la primera seña de infección, tome más agua de lo que acostumbra. Quizás también necesite tomar antibióticos. Pero evite usarlos muy a menudo porque pueden volverse menos efectivos (las bacterias se vuelven más resistentes).

Si una persona ya ha tenido infecciones urinarias, llévela a un laboratorio médico para que le hagan un ‘cultivo’ y ‘prueba de sensibilidad’ de la orina. Si es posible, consulte a un especialista en problemas urinarios. Si esto no es posible, puede empezar con la última medicina que le haya servido.

Para pacientes con infección por primera vez:

  • Empiece con una de las medicinas del Grupo 1. Si después de 2 días la persona sigue empeorando, pruebe otra medicina del Grupo 1.
  • Si eso no ayuda, pruebe una de las medicinas del Grupo 2.
  • Si encuentra una medicina que le ayude, siga tomándola por lo menos una semana, o durante 3 días después de que hayan desaparecido las últimas señas. No cambie de medicina a menos que la que esté tomando no le sirva o le cause graves efectos secundarios.


TRATAMIENTO PARA INFECCIONES URINARIAS
Grupo 1
Nombre médico (y marca común) Edad Dosis Repita la dosis
A. Cotrimoxazol
(sulfametoxazol 400 mg. con trimetoprim 80 mg.)
(Bactrim o Septra)
6 semanas a 5 meses ¼ tableta 2 veces al día
6 meses a 5 años ½ tableta
6 a 8 años 1 tableta
más de 9 años 2 tabletas
Nota: Esta medicina puede dañar los riñones a menos que la persona tome mucha agua. La medicina también se puede conseguir en “doble concentración" (Bactrim DS y Septra DS). Ajuste las dosis si usa tabletas de “doble concentración”.
B. Amoxicilina (muchas marcas)
(100 mg./kg./día)
menos de 2 años 125 mg 3 veces al día
2 a 10 años 250mg
más de 10 años 250 to 500 mg
¡PRECAUCIÓN! No deben tomarla las personas alérgicas a la penicilina.
C. Nitrofurantoína (Furadantin, Macrodantin)(de 3 meses: 5 a 7 mg./kg./día) 1 mes a 5 años 25mg 4 veces al día
más de 6 años 50 mg
Grupo 2
Cefalexina (Keflex)
(25 a 50mg./kg./día)
4 meses a 1 año 62 mg 4 veces al día
1 to 4 years 125 mg
5 to 12 years 250 mg
Todas las personas con una infección urinaria deben tomar mucha agua, especialmente mientras están tomando medicina. Siga tomando la medicina hasta que la infección haya desaparecido por 3 días, continue bebiendo mucha agua y tome todas las medidas preventivas posibles.

PREVENCION DE INFECCIONES URINARIAS

child drinking water from glass
Para que no le den infecciones urinarias, tome
MUCHISIMA AGUA.
  • Tome mucho líquido—los adultos deben tomar por lo menos 2 litros (8 vasos) al día.
  • Coma manzanas, uvas y arándanos—o tome el jugo de estas frutas—o tome pastillas de vitamina C para hacer la orina más ácida. Es más difícil que las bacterias crezcan en orina ácida.

Nota: ¡Las frutas cítricas (naranjas, limones, etc.) y el jugo de estas frutas no ayudan! Hacen la orina menos ácida.


  • Tenga muy limpias las manos, la sonda y la bolsa colectora antes, durante y después de su programa para la vejiga.
  • No esté siempre acostado. Sea activo.
  • No bloquee la sonda ni la tape con nada—a menos que sea muy necesario, y entonces use un tapón estéril.
  • Sobre todo, no abandone su programa urinario. No deje que la orina se quede en la vejiga.
  • No permite que la sonda Foley se doble o tuerza deteniendo la orina.
  • Si usa una sonda simple, póngasela cada 4 ó 6 horas sin falta. Para prevenir infecciones, es aun más importante el uso frecuente de una sonda que la limpieza. Conviene más ponerse una sonda no hervida que no ponerse nada. Si es común que le den infecciones, póngase la sonda más a menudo.



Esta página se actualizó el 20 nov 2019