Hesperian Health Guides

Género, poder y salud

Tener poder es una de las características tradicionales de la masculinidad y los hombres usualmente ocupan las posiciones de mayor autoridad en sus comunidades. Por ejemplo, es más probable que el líder de la comunidad y los funcionarios de gobierno sean hombres, y no mujeres. A menudo se espera que los hombres tomen decisiones sin consultar a las mujeres o considerar cómo estas decisiones les afectarían. En una familia, normalmente se espera que el hombre sea el jefe de familia y que tome las decisiones sobre cómo se gana y se gasta el dinero. En una pareja, muchas veces el hombre asume el control sobre cuándo y cómo él y su pareja tienen sexo o si van a usar planificación familiar. Estas desigualdades de poder son la raíz de muchos problemas de salud de las mujeres.

Casi todas las personas tienen algo de poder. El problema está en cómo el poder se distribuye y se usa. Es útil hablar sobre los diferentes tipos de poder para que la gente vea cómo se puede usar el poder de manera saludable o dañina.

El poder impuesto es el tipo de poder más dañino. La gente suele pensar sobre este tipo de poder como el uso de amenazas, manipulación, violencia o castigos para obligar a otra persona o a un grupo de personas a hacer algo que no eligieron por sí mismas.

a man speaking to a group of women in a factory.
¡Regresen a trabajar! ¡Se terminó la hora del almuerzo!

La gente con más poder normalmente usa las normas, costumbres y leyes para mantener su poder y controlar a otra gente y sus acciones. A la vez, no permiten que la gente con menos poder, como las mujeres, diseñe o implemente normas, costumbres y leyes que afectan su vida. Usar el poder de esta forma se llama opresión.

Este tipo de poder puede ser tan severo y continuar por tanto tiempo, que la persona o grupo con menos poder acepta la desigualdad como si fuera “normal”. Cuando esto sucede, quizás lleguen a pensar que no existen otras opciones o posibilidades de cambiar, y pueden llegar a compartirle este punto de vista con otras personas.

a girl thinking as she watches 2 boys walking to school.
No es justo que ellos puedan ir a la escuela y yo me tenga que quedar en casa a trabajar.
2 happy girls reading a list of students who have finished school.
El poder interno es la capacidad de actuar de acuerdo a nuestras emociones o ideas. Este tipo de poder nos permite imaginar una meta y creer que es posible alcanzarla. Las niñas y las mujeres muestran este tipo de poder cuando continúan su educación a pesar de los obstáculos que enfrentan, cuando mantienen a su familia unida en circunstancias difíciles y cuando encuentran maneras de proteger su salud y la salud de su familia y su comunidad..
El poder compartido se logra con la solidaridad, la cooperación y al unirse con otras personas de la comunidad para lograr un objetivo en común. El poder compartido aumenta la capacidad de movilización de la gente con el fin de lograr cambios que resulten en la dignidad, la justicia y la salud para toda la comunidad.Para aprender más sobre los diferentes tipos de poder, vea la actividad Más poder frente a menos poder.
HAW Ch3 Page 53-2.png
Salud para todas

Explorar la relación entre los roles de género, el poder y la salud

Las actividades en las siguientes 4 páginas pueden ayudar al grupo a explorar las expectativas de género, las desigualdades en las relaciones de poder y cómo ambas cosas impactan la salud de las mujeres. Las actividades se puede hacer juntas o por separado. También puede adaptarlas para reflexionar sobre algún problema específico de salud de las mujeres, como el parto seguro, y después hablar en grupo sobre cómo los roles de género y el poder afectan ese problema.

ActividadLa balanza de las cargas de trabajo

illustration of the below: a balance with 2 labeled cans, hanging from a tree.
HOMBRES
MUJERES

Esta actividad explora cómo las diferencias de poder que existen entre mujeres y hombres, así como las diferentes expectativas que se tienen de las mujeres y de los hombres, llevan a un desequilibrio en las cargas que sobrellevan. Usted puede hacer esto con un grupo solo de mujeres y niñas o puede incluir a hombres que apoyan la causa.

Preparación: Construya una balanza con 2 latas, hilo o cuerda, y un palo. Una lata es para las cargas de las mujeres y la otra para las de los hombres. Consiga frijoles o piedritas más o menos del mismo tamaño, que se meterán dentro de las latas. También tenga a la mano algunos pedacitos de papel o tarjetitas (una hoja normal cortada a la mitad sirve bien).

  1. Cuente la historia Los embarazos inseguros de Vanna o la historia El sexo y la novia triste.
  2. Pídale al grupo que reflexione sobre la historia y también sobre sus propias vidas y experiencias. Invite al grupo a pensar en las formas en que las expectativas de género no permiten que las mujeres o los hombres se comporten de una forma que protege la salud de las mujeres. Estas limitaciones pueden verse como cargas impuestas por las expectativas de género.
  3. Invite a que las y los participantes den ejemplos de “cargas”, es decir los roles o las expectativas de género que afectan la salud de las mujeres. Con cada carga que mencionen, se añade un frijolito dentro de la lata de las mujeres o de los hombres, de acuerdo a quién le toca soportar esa carga. Añade algunos frijoles en la lata de las mujeres para reflejar alguna de las formas en que la salud de las mujeres se ve más afectada. Si una carga es más peligrosa para una mujer joven, una migrante o un grupo minoritario, añade más frijoles a la lata. Escriba cada carga en una hoja o tarjetita y pegue las cargas de las mujeres en un lado de la pared y las de los hombres en el otro lado. Señale que muchas de las cargas de las mujeres tienen que ver con la falta de poder o de acceso a dinero y otros recursos.
  4. illustration of the above: men's and women's burdens.
    Hombres
    sexo con muchas mujeres para mostrar que es macho
    beber para lidiar con sus emociones
    más violencia para mantener el control
    no piden ayuda
    Mujeres
    menos acceso a la educación
    menos comida
    no tienen dinero propio
    menos poder de tomar decisiones
    no pueden salir de sus casas
    trabajan más horas
  5. Miren la balanza. ¿Qué lado está más pesado? Explique que al hablar de la desigualdad, no buscamos echarle la culpa a los hombres. Lo que queremos es entender cómo las expectativas de género pueden dañar la salud de las mujeres y de los hombres. La vida y la salud de todas las personas mejoran cuando las cargas de género no limitan a nadie. Puede concluir con una reflexión sobre cómo crear un mejor equilibrio entre mujeres y hombres. El juego de dominó a continuación es una buena manera de explorar la relación entre los roles de género, la situación desigual de las mujeres y la salud de las mujeres.


Un dominó para explorar la desigualdad de género y la salud

La actividad La balanza de las cargas ayuda a reflexionar sobre las diversas causas del acceso desigual de las mujeres al poder y a la salud, como tener que trabajar más o no poder ir a la escuela. La siguiente actividad muestra los efectos de estas cargas en la salud de las mujeres. Esta actividad sigue las mismas reglas que el dominó, pero en lugar de puntos, cada dominó tiene una causa o un efecto que se relaciona con la salud de las mujeres. Las causas vienen de la posición inferior que tienen las mujeres frente a los hombres, o de las expectativas de género. Los efectos son situaciones que crean problemas de salud. Su trabajo es hacer que la actividad sea tan emocionante y divertida como el dominó y que la gente tenga conversaciones serias sobre cómo la posición social de las mujeres puede causar problemas de salud, incluso la muerte. La meta es tener un diálogo, no un examen.

a woman speaking.
En una reunión en la que hablamos de la desigualdad de las mujeres, utilicé lo que ellas dijeron como las causas en mi juego de dominó. Las mujeres luego invitaron a sus esposos a una reunión y ¡jugamos dominó con ellos!
ActividadJuego de dominó

Para hacer las fichas de dominó:

Recorte entre 15 y 20 rectángulos de un pliego de papel o cartulina de color (más o menos ¼ de cartulina ó 35 por 50 centímetros). Estas serán las fichas de dominó.

En una mitad de la ficha se escribe una causa. Si usted hizo la actividad La balanza de las cargas de trabajo, probablemente ya tiene escritas las causas en tarjetas o en hojas de papel. Puede pegar las hojas o tarjetas con las cargas o causas en uno de los extremos de la ficha de dominó. Si no tiene suficientes causas para poner en cada ficha del dominó, repita las que ya tiene.

En una mitad de la ficha se escribe una causa. Si usted hizo la actividad “La balanza de las cargas de trabajo” en las páginas 54 y 55, probablemente ya tiene escritas las causas en tarjetas o en hojas de papel. Puede pegar las hojas o tarjetas con las cargas o causas en uno de los extremos de la ficha de dominó. Si no tiene suficientes causas para poner en cada ficha del dominó, repita las que ya tiene.

En la otra mitad de cada ficha, escriba un problema o efecto de salud de las mujeres. Usted puede anotarlos antes de la reunión o hacerlo al principio de la actividad. Use un color diferente para el borde de la ficha con los problemas de salud.

Puede repetir causas y efectos en las fichas. Recuerde que la causa en un extremo de la ficha no tiene que corresponder al problema de salud en el otro extremo de la misma ficha. ¡Mézclelos!

dominoes with causes and effects including "less schooling for girls," "men control money," "poor self-esteem," and "unsafe abortions."
    illustration of the below: the dominoes game.
  1. Presente la actividad. Organice una lluvia de ideas con el grupo sobre los problemas de salud que enfrentan las mujeres. Escriba los diferentes problemas de salud que la gente vaya nombrando en tarjetas o en hojas del mismo tamaño que las fichas de dominó. Pegue estos papeles en las fichas para el juego.
  2. Forme equipos de 4 ó 5 personas. Dele a cada equipo el mismo número de fichas de dominó. Quédese una ficha para empezar el juego y colóquela en el suelo o péguela en la pared.
  3. Cada equipo tiene un turno. Después de que el primer equipo tenga un turno, el siguiente equipo revisa sus fichas y decide si tienen la causa o el problema de salud que se relaciona con la ficha que colocó el equipo anterior. Recuerde que para muchas de las causas puede haber varios problemas de salud, y algunos problemas de salud pueden estar relacionados con otros problemas de salud.
    teams of men and women playing the dominoes game; 1 woman speaks.
    Yo creo que esta ficha “No tiene poder para tomar decisiones” causa cualquiera de estos efectos dañinos y la podemos colocar donde queramos.

    El primer equipo juega su ficha. El equipo debe explicar cuál es la relación que ven. Si todos están de acuerdo la ficha se queda. Si alguien no está de acuerdo, deje que hablen sobre el tema y si aún están en desacuerdo, el equipo pierde un turno.

    Si el equipo no tiene una ficha que se relacione con las causas y los efectos de las fichas que están en juego, pierde un turno.

    Gana el primer equipo en usar todas sus fichas de dominó.

  4. Para terminar, reflexionen sobre cómo los roles de género y la falta de poder de las mujeres se relacionan con los problemas de salud que enfrentan las mujeres.


a woman speaking.
También se puede usar un árbol de causas y consecuencias para ver cómo los roles de género dañinos causan muchos de los problemas que afectan la salud de las mujeres. Yo adapté el Árbol de causas y consecuencias: Obstáculos a la planificación familiar.


Este página se actualizó el 13 mar 2019