Hesperian Health Guides

La extensión de un programa local hacia otras comunidades y áreas

Los programas dirigidos localmente tienden a extenderse por petición popular. Cuando la noticia del programa corre de familia en familia y de pueblo en pueblo, hasta un programa pequeño, de un solo pueblo, puede causar un gran impacto. Por ejemplo, el Proyecto PROJIMO está en un pueblito de menos de 1.000 habitantes y su equipo consta de 12 campesinos con discapacidad. En sus primeros 4 años, PROJIMO ha atendido a más de 1.000 niños con discapacidad de más de 100 pueblos, aldeas y barrios pobres de algunas ciudades. (Teniendo en cuenta que más o menos un niño de cada 100 personas está moderadamente o con discapacidad severa, PROJIMO sirve en realidad a una población de más de 100.000 habitantes.)

Los pequeños programas locales se extienden de diferentes maneras. Decimos que su crecimiento es ‘orgánico’ porque crecen y se extienden como si estuvieran vivos—como una semilla al convertirse en un árbol.

En el Proyecto PROJIMO, algunos de los jóvenes de las comunidades vecinas que al principio llegan sólo para rehabilitarse, deciden quedarse a trabajar un tiempo en el programa. Con la práctica, adquieren destrezas que después pueden usar para ayudar con la rehabilitación de otras personas en su comunidad. Algunos pueblos y programas de salud han enviado a jóvenes con discapacidad a PROJIMO para que trabajen allí como aprendices por varios meses. A su regreso, estos jóvenes han ayudado a organizar en su pueblo, actividades parecidas a las de PROJIMO.

Otro programa que empezó ‘desde abajo’, siendo muy pequeño, y que ya se ha extendido hacia muchos otros pueblos es el Programa para el Desarrollo de la Rehabilitación Comunitaria en Peshauar, Paquistán.

ACTIVIDADES PARA DESPERTAR EL INTERES Y LA COMPRENSION DE LA COMUNIDAD

Hay diferentes actividades que pueden ayudar a la gente de un pueblo o vecindario a comprender mejor a los niños con discapacidad, y a convivir más con ellos. En los 4 siguientes capítulos aparecen 4 tipos de actividades que han resultado ser muy útiles:

DVC Ch45 Page 414-1.jpg
‘Parque para todos los niños’—PROJIMO
  • Un ‘Parque para todos los niños’
  • Actividades NIÑO-a-niño
  • Teatro popular
  • Un taller de niños para hacer juguetes

Al iniciar un programa de rehabilitación, cualquiera de estas actividades puede usarse para despertar el interés y conseguir la participación de la gente. O se pueden usar para aumentar la comprensión de la gente, aunque no se piense establecer un programa. Por ejemplo, los miembros de un centro de rehabilitación pueden visitar las comunidades vecinas para presentar comedias o funciones de títeres que traten sobre la prevención de discapacidades. También pueden charlar con los profesores, los promotores de salud locales y los padres de familia interesados sobre cómo desarrollar actividades NIÑO-a-niño u organizar a los niños de la comunidad para construir un ‘parque para todos los niños’. El proyecto PROJIMO llevó a un grupo de niños de Ajoya a una comunidad vecina para que ayudaran a los niños de ese pueblo a construir su propio parquecito. Casi 100 adultos y niños construyeron el parque—¡y en un solo día!

Después de estos 4 capítulos, hablaremos sobre otros aspectos de la integración social y de las oportunidades para las personas con discapacidad.


Esta página se actualizó el 27 may 2020