Hesperian Health Guides

Hesperian Health Guides

Heridas y accidentes

Los niños y niñas sufren lesiones y accidentes más que los adultos. En general el tratamiento para los accidentes y las lesiones es igual que para los adultos. Busque información sobre lesiones específicas en "Primeros auxilios".

Las heridas más comunes que sufren los niños usualmente se pueden prevenir.

Cuando algo se atora en la garganta

Es un problema muy serio cuando se le atora algo en la garganta a un niño menor de 2 años. Si el niño tose y puede hacer ruido, obsérvelo de cerca hasta que expulse el objeto. Si el niño no puede toser o emitir sonido, de inmediato golpéele la espalda y el pecho. Para un niño mayor de 1 año, use el puño en la parte superior del abdomen para forzar el aire de los pulmones y botar el objeto atorado. Vea aquí.

Los niños se atoran más frecuentemente con pedazos de comida firmes y redondos. Evite darles golosinas duras, nueces, semillas grandes o pedazos grandes de carne, queso o verduras crudas. Para evitar que los niños se atoren, deles alimentos bien cocidos, molidos o cortados en trozos pequeñitos.

Los niños se atoran a menudo con juguetes pequeños, pelotas, monedas y globos. Mentenga estas cosas fuera del alcance de los niños pequeños.

El envenenamiento

Hay que guardar los venenos, incluso los plaguicidas y los artículos de limpieza, en estantes altos o en cajones cerrados con llave, donde los niños no los puedan alcanzar. Para mayor información sobre cómo tratar los diferentes tipos de envenenamiento, vea aquí.

Un niño de 1 año se puede atrapar en un balde y ahogarse.

Ahogarse

Un niño puede ahogarse en una laguna, una zanja de desagüe y hasta en un balde de agua. Siempre hay que vigilar a los niños cuando están cerca del agua. Las niñas y los niños mayores, en especial los varones, a menudo se ahogan por no tomar precauciones a la hora de nadar en aguas turbulentas o profundas. Por la seguridad de su comunidad es importante que se enseñen a nadar a todos los niños, y también asegurar que los puentes y los caminos a borde del agua tengan barreras que protegen a la gente de caerse al agua.

Quemaduras

Las quemaduras se pueden prevenir manteniendo a los niños alejados de las cocinas, ollas calientes, hogueras y lámparas. Pero si ocurre una quemadura, es importante tratarla rápidamente, tanto para aliviar el dolor como para prevenir una infección, que podría ser grave. Algunas quemaduras graves no duelen mucho por el daño que causan a los nervios de la piel. Aun si no hay dolor hay que tratarlas. Vea cómo en Primeros auxilios.

Accidentes de tránsito

Use cascos siempre para proteger a toda la familia.

Los cascos y cinturones de seguridad pueden prevenir muchas lesiones y muertes causadas por accidentes de motocicleta, bicicleta y carros. Se puede prevenir muchas más muertes y heridos al hacer las calles seguras para las personas que caminan y andan en bicicleta.

Violencia

La violencia y el abuso de los niños es un problema común y muy serio, que puede causarle daños permanentes al niño, no sólo en el cuerpo sino también en la mente y el espíritu. Es responsabilidad de todo adulto proteger a los niños del abuso. Para saber cómo identificar las señas de abuso y para más información sobre este complicado tema, vea "La violencia" (en proceso de redacción).



es.hesperian.org